COMO CONTROLAR LA IRA

 En Noticias, Psicología

CÓMO CONTROLAR LA IRA 

La ira es una reacción emocional que ante diversas situaciones que percibimos como una injusticia o que presuponemos que se interpone en algún ámbito personal. Mirándolo desde otra perspectiva no negativa es algo bueno ya que se trata como de una alarma ante algo que creemos que es un ataque o que consideramos que es una agresión ya que nos reduce el miedo hacia ello y nos genera la energía necesaria para actuar. Sin embargo la irascibilidad puede llegar a provocarnos ansiedad, agotamiento físico y mental, depresión, etc. 

En este blog aprenderemos los tipos de ira que hay causadas por diversos momentos y acciones diferentes. Aprenderemos a controlar esos ataques de ira poco justificados ya que es algo importante en algunos momentos o situaciones y así evitar un estallido agresivo que puede resultarnos agresivos para los demás y para nosotros mismos. 

Ira explosiva.

  • Este tipo se da cuando hemos aguantado durante mucho tiempo cualquier situación la cual no nos agrada pero hemos decidido callar en vez de presentar nuestra queja hacia ella. Llega un momento en el que dicha postura ya sobrepasa nuestros límites y explotamos, y la mayoría de las veces no somos capaces de controlar la envergadura de ella ya que hemos ido acumulando ira durante mucho tiempo que ahora es cuando sale toda a la luz. Suelen ser a corto plazo por lo que pueda parecer que te sales con la tuya pero luego al analizar la situación puede salirnos caro ya que puede que luego puede que nos arrepentimos de algo que hayamos hecho o dicho.
  • Está demostrado que el momento de ira realmente dura unos segundos por lo que la mejor solución para esto sería tomarte unos segundos, respirar hondo y pensar bien qué vas a decir más antes de dar una respuesta precipitada.

Ira culposa.

  • Nos encontramos bajo una situación en la que el individuo suele tener baja su autoestima, suele enfadarse consigo mismo antes que con la persona que a ocasionado la ira, a lo que le lleva a generar autoculpa y malestar consigo mismo, lo que al final suele crearle decepción continua o podría llegar a presentar depresión. 
  • Piensatelo dos veces antes de asumir que siempre la culpa es tuya, analizate y analiza la situación ¿Quién lo dijo?,  ¿Quién dijo que la culpa fuese mía?. Párate y mira cuales son tus cualidades y habilidades, debes valorarte como te mereces, no tienes porqué cargar con la culpa de los demás. 

Ira pasivo-agresiva.

  • Es cuando por venganza por algún acto que te ha perjudicado buscas perjudicar a la otra persona sin pensar en las consecuencias que tendría eso para ambos.
  • Es normal que sientas esa ira puesto que estas molesto y cansado con una actitud que tienen sobre ti haciéndote sentir presionado, pero no debes de actuar sin pensar, intenta parar y hablar con esa persona sobre lo que te molesta para así intentar llegar a una solución entre los dos. Defiéndete a ti mismo, piensa fríamente y coge la situación como es debido.  

En general debemos intentar siempre pensar antes de actuar, alejarnos de esas personas que sabemos que pueden resultarnos irritantes y evitar las situaciones molestas y si fuese necesario visitar la ayuda de un especialista.

En Más vida Psicólogos Antequera trabajamos con los mejores profesionales para ayudarte a controlar tu mente en cualquier momento de estrés o ira que te pueda ocasionar algún problema, no dudes en ponerte en contacto con nosotros o en venir a visitarnos.  675 11 50 42  info@mas-vida-psicologos-antequera.com

Publicaciones Recomendadas
LA NECESIDAD DE CREAR HÁBITOSMiedo a crecer